¡ERMITAS DE PRIMAVERA!


Como un gentil amador,
como un novio, Mayo espera
la visita de su amada.
Afligido por su ausencia,
ha llorado algunas tardes,

pero ya su faz alegra
y, diligente, feliz,
prepara para la fiesta
sus dominios.

Ya brotaron
en ribazos y praderas
botoncillos de colores
entre la jugosa hierba;
los regatos se adornaron
con florecillas discretas;

los mastranzos y la juncia
nos regalan con su esencia,
y, en derredor de sus nidos,
ya las palomas zurean.

Campana de San Isicio,
¡que bien suenas, que bien suenas!
Campanita de la Virgen,
¡que gozosa le contestas!

¡Qué dúo más armonioso
desgranaba esta pareja!
Toda la chiquillería
del pueblo, en la Corredera,
a los blancos corderillos
ilusionada rodea.
¡Los borregos de la Virgen!

Sones de campo y de Sierra
esquilas y campanillas
ponen en nuestras callejas.
¡Los borregos de la Virgen!
¡Ensueños de primavera!

De "Las estaciones cazorleñas"
Florencio Gómez Ortega

Comentarios

queta blanco dijo…
Muy hermoso este presente a la Morenita, todo se lo merece y el mes de mayo, el más hermoso para cantarle y mimarla.