¡Cuando las hojas caen...!

"Hojas secas"
El Otoño, para mi gusto, es una de las estaciones más bonitas del año. Comienza, astronómicamente hablando, con el equinoccio que lleva su nombre (entre el 20 y el 21 de marzo en el hemisferio sur y entre el 22 y el 23 de septiembre en el hemisferio norte); y termina con el solsticio de invierno (alrededor del 21 de junio en el hemisferio sur y el 21 de diciembre en el hemisferio norte).
Sin embargo y generalizando, a veces es considerado como los meses enteros de marzo, abril y mayo en el hemisferio sur y septiembre, octubre y noviembre en el hemisferio norte.
"Peña en Otoño"
Pero para otros, este período de la vida humana se encuentra tan lleno de melancolía, que les recuerda esa declinación de la plenitud hacia la vejez, y a eso me uno yo, pues el pasar de los años nos va dejando una o varias arrugas más en la piel, y alguna que otra cana; y eso no es melancólico, es una verdadera realidad.
Si durante la primavera y el verano, las hojas obtienen su tono verde de la clorofila, el pigmento que les ayuda a captar la energía de la luz del Sol, en el Otoño, las hojas de los árboles cambian y su color verde se vuelve amarillento, rojizo en algunos casos, dorados en otros; los árboles, una vez más en su ciclo, sintetizan la clorofila y reabsorben en sus tejidos parte de sus componentes.
"Hojas al río"
La idea generalizada es, que los colores del Otoño se deben a pigmentos residuales. En otras palabras, las hojas del Otoño son como las canas del árbol, que se secan y caen ayudadas por el viento que sopla con mayor fuerza y la temperatura comienza a ser más fresca.
La luz adquiere tonalidades que no existen en ninguna otra época del año, quizás por lo bajo que vuela el sol sobre el cielo y por lo limpia que se vuelve la atmósfera con las primeras lluvias otoñales.
Es la estación de las cosechas, el maíz y el girasol…, y donde cambiamos sin apenas darnos cuenta hasta nuestro régimen alimenticio, y es al degustarlo y saborearlo cuando verdaderamente nos acordamos que no nos van apeteciendo los helados, y la cuchara la cogemos con más cariño…
"Asomandose al Otoño"
Es cuando en esas situaciones no pueden faltar productos como las castañas, cuyo consumo se remonta a tradicionales cenas en las que se recordaba a los fallecidos, aunque también son tradición otros frutos secos como nueces, almendras y avellanas. O la calabaza, que de siempre se a saboreado por estas fechas y muchos ya la quieren asociar con la fiesta americana de Halloween, otra seña más de querer tirar por tierra esas tradiciones que son tan nuestras. Se siguen comprando pescados como las sardinas y carnes como la panceta cuando se quiere salir a la Sierra a comer. Y por supuesto no pueden faltar los dulces por excelencia de esta época: los buñuelos de viento y los huesos de santo. Si os habéis dado cuenta, no por casualidad, el componente principal de estos últimos manjares es la almendra, un producto que acaba de recogerse también en estos días.
"Paseo otoñal"
Resulta muy difícil decir qué época del año es la más interesante para descubrir y disfrutar de Cazorla y su impresionante y bello Parque Natural, pues cualquier estación del año nos sorprende de forma grata. El Otoño, es quizá una de las épocas más bellas de estas tierras, por la gran gama de colores, ocres, rojizos, dorados... de arces, quejigos, sauces, fresnos,... que contrastan con los diversos verdes de pinares y encinares que abundan nuestras sierras. Es la época de la impresionante berrea del ciervo; la ronca del gamo, y de los celos del muflón y del macho montes.
Todos estos cambios que experimenta el paisaje, la buena y apetitosa degustación de nuestras típicas comidas, hace que una visita a Cazorla, bien merezca la pena en esta época del año, y no tendremos ni la más mínima intención de acordarnos de nuestras arrugas y nuestras amarillentas canas...

Comentarios

Superkarmen dijo…
Holaaaaaaaaaa..
me encantan tus fotos y tu página!!
Ya regresé de Brasil, aquello es increíble, todo lo que te pueda contar es poco.

Me gustaría poner un traductor tambien en mi página, cómo lo has hecho?

Un besito desde La Coruña.
Superkarmen dijo…
Hola de nuevo!!!
Mi email aparece en mi página principal del blog, arriba del todo a la derecha.
Besiños.
www.superkarmen.blogspot.com
Mª Gemma dijo…
Siempre que te visito se me impregna el aire del olor de los olivos de tu tierra, hoy se me ha llenado la boca de buñuelos de aire, de castañas, me encantan los colores del otoño...
Gracias a tus articulos voy conociendo Cazorla, cuando vayamos a pasar unos dias sera como volver a visitarla.
Gracias por tus animos.
Un saludo y un fuerte abrazo.
Pedro Donaire dijo…
Hola Abraham,
Me gusta mucho esa primera foto con la empiezas tu artículo "Hojas secas", refleja bien las sensaciones que detallas más adelante ...

Saludos
Emiliohm dijo…
Me lo apunto en la libreta de lugares hermosos que estoy pendiente de visitar. Espero no tardar en ir por ahí. Un abrazo
v.vicens dijo…
Hola Abraham.
Perdona que haya tardado unos cuantos dias en visitar tu blog pero he estado muy liado y para colmo ahora estoy de baja con una conjuntivitis aguda.
Quiero que sepas que soy un amante de la naturaleza y tus blogs son muy bonitos, interesantisimos y sobre todo irradian mucha sensibilidad.
No conozco aun Cazorla y desde hace años llevo intentando ir ero entre una cosa y otra no consigo enconrar el momento. Algun dia.... eso si el dka que lo hago acudiré a ti para que me recomiendes, ok?.
Te he agregado a mi lista de amigoa.
Te sigo.
Un abrazo desde Murcia.
Hola Abraham, disculpas por demorarme tanto pero no ando con mucho tiempo libre ultimamente. Mis felicitaciones por tu blog, ademas de lo bello de las fotos esta muy bien armado.
En cuanto a Cazorla, solo lo conozco de nombre, y ahora por tus fotos. Y como esta el peso en relación al dolar creo que asi me voy a quedar, jeje. Bueno, un gusto visitarte...
Joherg dijo…
La melancolía, la nostalgia que en algunos nos produce el otoño no es asimilable a la tristeza ni a la depresión, es el resultado de interiorizar la belleza que la naturaleza en estas fechas nos regala como despedida hasta su renacimiento primaveral. Con las bellas y reconfortantes imágenes que nos ofreces se nos hará más corto el tránsito. Saludos
Escapadasdefinde dijo…
!Felicidades por tu blog!
!Peciosas fotos!
Voy a visitar Cazorla el próximo mes y descubri tu blog de casualidad.
Gracias por dar a conocer tu tierra de esta foma tan FANTASTICA!